domingo, 18 de octubre de 2009

EL NEGRO DE LA VOZ DE ORO



Robert McFerrin, más conocido como Bobby McFerrin, nació en Manhattan, Nueva York, el 11 de marzo de 1950. Cantante “a capella” (estilo musical caracterizado por utilizar únicamente la voz para generar los sonidos de la melodía y la armonía), estuvo, inicialmente, asociado al jazz. Y además, cosa que pocos saben, es director de orquesta. Ha conseguido, hasta ahora, diez Grammys.

Estudió piano desde la infancia y pronto se subió a los escenarios, pues tiene además un notable sentido del ritmo, con una facilidad extrema para asimilar cualquier estilo, género o tradición musical y un gran sentido del humor y del espectáculo.

Su primer gran éxito Don't Worry, Be Happy, que formaba parte de banda sonora de la película Cocktail (Roger Donaldson, 1988), protagonizada por Bryan Brown, Elisabeth Shue y Tom Cruise, fue número 1 en las listas de Estados Unidos, lanzándole al estrellato.

Ha colaborado asiduamente con solistas de la talla de los pianistas de jazz Chick Corea y Herbie Hancock, el violonchelista Yo-Yo Ma, y con la Saint Paul Chamber Orchestra.

Es célebre por tener un registro vocal de cuatro octavas (mientras que la mayoría de los mortales sólo tenemos una octava y media), por dominar el scat (técnica de improvisación vocal en jazz, generalmente con palabras y sílabas sin sentido, convirtiendo la voz en un instrumento más [skoobie-doobie, bee-bop-a-lula, boop-boop-a-doop, etc.]), y por su habilidad para usar la voz para crear efectos de sonido, como su recreación de un bajo sobresaturado, que logra cantando y golpeando suavemente su pecho.

Hoy os presentamos su segundo gran trabajo, un disco que no puede faltar en ninguna colección que se precie, THE VOICE (Elektra Records, 1984). En él, BOBBY MCFERRIN exhibe sus espectaculares dotes como vocalista dominador del scat, su registro asombrosamente amplio, su facilidad para pasar de una nota profundamente grave a su altísimo sobreagudo falsete, dando así la sensación de que estamos escuchando a varios cantantes a la vez, casi como si fuese el resultado de un cuarteto formado por un bajo, un tenor, una contralto y una soprano.

BOBBY MCFERRIN aprovecha estas privilegiadas cualidades para simular el canto a varias voces, pues él mismo desarrolla la melodía y el acompañamiento, y lo hace tan bien y tan rápidamente que realmente parece la grabación de varios vocalistas.

Encantador, impresionante y mágico. Y en directo. Salud, paz y una sonrisa para BOBBY MCFERRIN por favor. ¡Y AHORA, A DISFRUTAR!

Elgatosierra


> Bobby McFerrin - THE VOICE

MP3 VBR 62,5 MB


2 comentarios:

Adriana Alba dijo...

Que Bello!!!! Quinoff!! no sabía que existía!!! cada vez que entro a tu blog mi espíritu se colma!!!
Gracias! Y por cierto también gracias por visitarme
Adriana Alba desde Argentina
http://descubriendonuestrointerior.blogspot.com

mara dijo...

Capacidad vocal deslumbrante, swing en la sangre y tierno humor contagioso....¡No es un hombre!
¡Es un monstruo bellísimo!

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
 
Ir abajo Ir arriba